Baleària aplica un expediente temporal a 544 empleados, el 30% de su plantilla

Uno de los barcos de la flota de Baleària.Uno de los barcos de la flota de Baleària.Baleària (nombre del dueño)

Baleària ha formalizado un expediente de regulación temporal de empleo (ERTE) ante el Ministerio de Trabajo que afectaría desde el 1 de abril a 544 empleados del grupo, en torno al 30% de la plantilla. La naviera alega fuerza mayor después de que las restricciones al transporte de pasajeros, derivadas del estado de alarma, haya provocado una caída de su actividad, según ha informado la compañía.

Las restricciones impuestas a causa de la alerta sanitaria han provocado que de los 32 barcos que posee la compañía 20 estén sin actividad, con tripulaciones mínimas de seguridad, y los 12 restantes operen con tripulaciones reducidas al transportar solo mercancías y sus conductores. La medida de regulación de empleo solo afecta a las delegaciones que la compañía tiene en España y a los buques con pabellón español.

La naviera se ha visto afectada, al igual que el sector turístico y del transporte de viajeros, por la pandemia global, lo que le ha obligado a la suspensión temporal de 334 contratos de trabajo y a la suspensión temporal parcial de 210 personas que seguirán teletrabajando. La firma ha renunciado a presentar el ERTE con efectos retroactivos, aunque su actividad se vio reducida desde el inicio del estado de alarma a mediados de marzo.

El expediente, pendiente de aprobación, se aplicaría desde el 1 de abril y se mantendrá hasta que desaparezcan las restricciones en el transporte marítimo de pasajeros, informa la compañía en un comunicado. La empresa ha garantizado que complementará el sueldo del personal afectado con el fin de que su retribución salarial total no se vea modificada durante el mes de abril.

Según Baleària, la prioridad ahora es colaborar con la sociedad para erradicar la cadena de contagio y mantener el suministro de artículos de primera necesidad a las Islas Baleares, Canarias, Ceuta y Melilla. La naviera reitera su agradecimiento “a todas las personas que están en primera línea, como tripulantes, operativa portuaria, taquillas y otros departamentos implicados, haciendo posible el suministro de bienes esenciales a los territorios no peninsulares”, y ha ofrecido sus instalaciones, personal y medios de los que no está haciendo uso para cualquier trabajo de voluntariado social que se necesite.

Leave a Reply