La pandemia provocará una caída del empleo del 7% en todo el mundo

Una cola de desempleados con mascarillas esperan para solicitar el seguro de desempleo en Santiago de Chile.Una cola de desempleados con mascarillas esperan para solicitar el seguro de desempleo en Santiago de Chile.Francisco Castillo/Agencia Uno/d / DPA / Europa Press

El empleo va a sufrir en todo el mundo por el impacto del coronavirus y bastante. La Organización Internacional del Trabajo (OIT) calcula que solo en primavera van a caer las horas trabajadas un 6,7%% en todo el mundo. Lo que, según sus números, equivale a 195 millones de empleos a tiempo completo. “Es una caída extraordinaria”, apuntaba el director general de la OIT, Guy Ryder, en la presentación del informe. No obstante, advierte la propia organización que la gran cantidad de medidas que se están utilizando los gobiernos para proteger los puestos de trabajo amortiguará el impacto. “Debemos reconocer que muchos gobiernos están haciendo lo correcto”, ha apuntado Ryder, que también ha destacado que su organización echa en falta “coordinación internacional”.

La OIT ya no toma como referencia lo sucedido en la Gran Recesión para hablar de las consecuencias de esta crisis, tampoco la crisis del petróleo de los setenta. Ahora se fija en un cataclismo mucho mayor: la Segunda Guerra Mundial. Se suma así al creciente coro de voces que emplea los símiles bélicos para dimensionar el golpe económico de la pandemia. “La crisis más severa desde la Segunda Guerra Mundial: “las pérdidas de empleo están creciendo rápidamente en todo el mundo”, dice una de las frases destacadas del informe.

A diferencia del informe anterior, que también trataba en exclusiva del impacto de la Covid-19, este estudio no revisa las previsiones de desempleo que hacía en marzo. Entonces, en el peor escenario, cifraba un incremento posible de 25 millones de parados en todo el mundo a final de año. Ahora, sin embargo, admite la organización que “hay riesgo muy alto de que a finales de año se supere significativamente la previsión inicial”.

Los cálculos de la OIT cifran en un 6,7% las horas que no se trabajarán en todo el mundo en el segundo trimestre del año. Para establecer la equivalencia y llegar a 195 millones a tiempo completo, la organización que dirige Guy Ryder toma una jornada de 48 horas semanales. También hace el cálculo sobre 40 horas semanales y entonces el cálculo crece hasta los 230 millones de empleos a jornada completa.

El análisis regional de este organismo dependiente de la ONU calcula que Europa se va a llevar uno de los mayores golpes con una caída del empleo del 7,8%, lo que suponen unos 15 millones de empleos a jornada completa, tomando 40 horas semanales de jornada. El impacto también será notable en los estados árabes, donde las horas trabajadas bajarán un 8,1%, y en la región de Asia y el Pacífico, donde la caída llegará al 7,2%.

Otro de los cálculos que hace la OIT es que las decisiones de paralización de la economía ya afectan de una o de otra forma al 81% de la fuerza laboral en todo el mundo, unos 2.700 millones de trabajadores. No obstante, esta cifra está hecha tomando al conjunto de trabajadores que viven en los países que han obligado o aconsejado detener de alguna forma la actividad económica para combatir a la pandemia.

Leave a Reply