La crisis socioeconómica que atraviesan las familias colombianas

El Departamento Administrativo Nacional de Estadística de Colombia (DANE) estima que el 47% de los colombianos viven de la economía informal, lo que significa que viven del día a día. Es decir, que ganan en un día lo suelen utilizar para comprar comida para el otro. Con estos datos se sabía que encerrarse en una cuarentena sería muy difícil y era probable que se dieran brotes de violencia social. Efectivamente, se conoció un informe que muestra 24 episodios de saqueos a locales comerciales y hurtos en carreteras a camiones que transportaban alimentos desde el inicio de la emergencia del Covid-19.

Otro de los temas que se analiza en el país es el impacto económico del coronavirus. El temor principal estaba en el sector hotelero, turístico, y en los empleos que generaba el comercio, como los bares, restaurantes y hasta supermercados. Se sabía que en esos sectores el impacto sería demoledor, pero nadie tenía cifras concretas. De hecho, a pesar de los anuncios del Gobierno de compensar económicamente a los dueños de los diferentes negocios, en las últimas semanas se conocieron decenas de denuncias sobre despidos. En todo caso, no había ninguna cifra sobre el impacto económico en la cuarentena.

MÁS INFORMACIÓN

Sin embargo, en las últimas horas se conoció la primera encuesta realizada por la firma Cifras y Conceptos en medio del aislamiento social y la cuarentena. Fue hecha en las principales ciudades del país. Los resultados son alarmantes. Cuatro son los datos más llamativos. Una primera pregunta cuestiona al entrevistado sobre si perdió el empleo o se quedó desempleado algún miembro de la familia durante el último mes. Un 38% respondió que sí. También se les preguntó si sienten que su empleo está en riesgo y el 64% manifestó que sí.

Un segundo dato interesante es que, cuando se analiza la sensación de riesgo del empleo por preparación académica, los resultados son aún más preocupantes: aquellos que tienen educación básica primaria y básica secundaria sienten amenazado su empleo en un 85%, mientras que los que tienen posgrado en un 27% y los que cursaron estudios de educación técnica y secundaria completa en un 69%. Esto significa que los más vulnerables son los más afectados.

Hubo un tercer dato alarmante que se refería a determinar si con la crisis del coronavirus tenían dinero para el pago de servicios públicos: el 59% de los hogares manifestó que no tenía ese dinero. Luego se hizo una pregunta similar en relación con el pago de créditos a los bancos y en ese caso, el 72% dijo que no tenía como pagar los créditos. No se debe olvidar que el sector financiero esta actualmente en el debate nacional.

Muchos de los bancos han dicho que durante tres meses retrasarán pagos de las cuotas de créditos, pero luego de esta fecha cobrarán los intereses y demás costos. Muchos emprendedores y pequeños empresarios están prácticamente a punto de la quiebra, el problema es que, si los bancos no son más flexibles, muchas empresas se podrían acoger a la ley de insolvencia, es decir, declararse en quiebra y esto a su vez podría llevar a que el sector bancario este en serios aprietos en algunos meses.

Un último dato que arrojó la encuesta fue la pregunta sobre que grupo de personas no les gustaría tener como vecinos y el 69% respondió que a los venezolanos. Actualmente, existe una gran preocupación por la xenofobia. No se debe olvidar que en el país hay por lo menos 1,5 millones de venezolanos, una gran cantidad de ellos en situación de extrema pobreza.

Diariamente circulan en redes sociales, videos y denuncias que acusan a población venezolana de diferentes delitos. Dicha información no es contrastada y muchos ciudadanos reenvían a sus familiares todo lo que les llega. Todo indica que poco a poco la xenofobia se incrementa en Colombia. Todavía no se conoce el nuevo reporte sobre desempleo en el país, aunque algunos economistas manifiestan que podría llegar al 20% en cuestión de semanas. El panorama socioeconómico del país no parece muy alentador.

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Leave a Reply