Crédito y empleo

La oficina de empleo de Moratalaz, en Madrid.
La oficina de empleo de Moratalaz, en Madrid.VICTOR SAINZ

El paradigma antes de la pandemia era que la banca era un negocio que generaba beneficios millonarios y que había que ponerle un impuesto extraordinario para recuperar las ayudas públicas que se dieron al sector en la anterior crisis. Tras el tsunami del virus, ahora empezamos a ver los destrozos. Hay un millón de personas que han perdido su puesto de trabajo, eliminando el efecto estacional, y un millón en expedientes de regulación temporal de empleo (ERTE). El consumo de agua en juli…

Leave a Reply