Mutismo sobre el rey emérito tras las audiencias de Felipe VI en Mallorca

El mutismo sobre la situación del rey emérito ha protagonizado las comparecencias celebradas tras las audiencias que Felipe VI ha mantenido con las principales autoridades de Mallorca en su primer acto público en la isla. La presidenta de Baleares no ha desvelado si ha tratado con el Rey la situación de su padre, Juan Carlos I. “Vengo como presidenta de Baleares. Mi preocupación son los ciudadanos y le he transmitido la complejidad de la situación económica y social. Sobre todo lo demás debe dar explicaciones la Casa del Rey, no me toca a mi”, ha señalado la jefa del Gobierno autonómico.

Armengol no ha querido desvelar si han abordado la situación de Juan Carlos I, que la semana pasada anunció su marcha al extranjero tras las investigaciones sobre la presunta ilicitud de su fortuna y para no perjudicar la labor de su hijo. “Aunque hubiéramos hablado de esto, no lo trasladaría. Las opiniones que puedan suceder corresponden a la Casa Real”, ha insistido la presidenta balear, que se ha mostrado agradecida por la presencia de los Reyes en la isla este verano.

La audiencia, según ha añadido la dirigente socialista, se ha centrado en las medidas que el Gobierno de las islas ha impulsado para contener los efectos de la crisis económica y la compleja situación social derivada de la pandemia del coronavirus: “Para que la Casa Real sea consciente de ello”. “Necesitamos el máximo de solidaridad desde el Gobierno de España. He aprovechado para trasladar la problemática y la necesidad de trabajar juntos. Le he agradecido que este año hayan vuelto y visiten otras islas y sectores sociales afectados para conocer de forma próxima los problemas”, ha subrayado Armengol, que cree que el Rey está “comprometido” con las islas.

Por su parte, el presidente del Parlamento de Baleares, Vicenç Thomàs, ha afirmado que durante el encuentro no han tratado sobre la situación del rey emérito. Igual que con la presidenta Armengol, el coronavirus y la situación económica y social han monopolizado la conversación con Felipe VI. El alcalde de Palma, José Hila, ha mantenido el encuentro por videoconferencia, ya que permanece en su casa aislado de forma voluntaria tras haber mantenido un contacto estrecho con un positivo por covid-19, aunque a lo largo de la mañana el Ayuntamiento ha informado de que ha dado negativo en la primera PCR practicada.

El Rey ha arrancado con estas audiencias políticas su agenda de verano, marcada este año por un importante número de actividades de carácter social que le llevarán también a visitar, junto a la reina y sus dos hijas, las islas de Menorca e Ibiza. Esta tarde, visitarán la casa museo de Fray Junípero Serra, en el municipio de Petra, junto a la ministra de Educación Isabel Celaá. Los posados en los jardines de Marivent han quedado fuera de la planificación oficial de los Monarcas, que han llenado sus días en Mallorca con actividades sociales, ajenos a la tormenta provocada por la salida del país de Juan Carlos I, acechado por las investigaciones sobre su fortuna, y la falta de información oficial acerca de su paradero.

Leave a Reply