Pakistán y Afganistán vuelven a vacunar contra la polio

Buenas noticias en la lucha contra la poliomelitis. Las campañas de vacunación se ha podido reanudar en Afganistán y Pakistán, los únicos dos países del mundo donde esta enfermedad todavía es endémica, meses después de que las medidas para contener la covid-19 dejara a 50 millones de niños sin la vacuna.

MÁS INFORMACIÓN

“Estas vacunas salvan vidas y son fundamentales para que los niños no sufran otra emergencia sanitaria”, ha explicado Jean Gough, director regional de Unicef para Asia Meridional. “Como el mundo ha podido comprobar, los virus no conocen fronteras y ningún niño estará a salvo de la polio hasta que todos lo estén”. Ya en julio se pudieron retomar los programas de vacunación contra la poliomielitis en tres provincias de Afganistán. Este mes ha comenzado una segunda campaña que dará cobertura a casi la mitad del país. A finales de julio se llevó a cabo en Pakistán una ronda inicial de vacunaciones para unos 780.000 niños. Además, está previsto que a finales de este mes comience una campaña de vacunación a nivel nacional.

La poliomielitis es una enfermedad altamente infecciosa, paralizante y, en ocasiones, mortal, que se puede evitar con una vacuna. Los niños menores de cinco años son particularmente vulnerables. La inmunización suministrada por vía oral ha evitado más de 16 millones de casos, según la Organización Mundial de la Salud (OMS). Gracia a la vacuna se consiguió reducir la prevalencia de 350.000 casos en 1988 a tan solo 33 en 2018.

Las campañas de vacunación infantil, incluidas las de la poliomielitis, se detuvieron tanto en Afganistán como en Pakistán en marzo de 2020 para evitar el riesgo de transmisión de la covid-19 entre los niños, sus cuidadores y los propios vacunadores. Como resultado, los casos de poliomielitis notificados han llegado a 34 en Afganistán y 63 en Pakistán, incluso en algunas partes del país que anteriormente estaban libres de la enfermedad. 

Unicef teme que hasta un millón de niños en Afganistán puedan quedarse al margen de la vacuna de la polio, ya que en algunas zonas no es posible ir puerta a puerta

Tanto la OMS y el Fondo de la ONU para la infancia (Unicef) hicieron el pasado 15 de julio un llamamiento sobre la “alarmante disminución” en la vacunación de los niños en todo el mundo.  Además, al menos 30 campañas de inmunización contra el sarampión están en riesgo de ser canceladas o ya lo han sido, lo que podría provocar nuevos brotes. Según una encuesta realizada en mayo de 2020 en 82 países por Unicef, la OMS y la Alianza Global de la Vacunación (GAVI), tres cuartos de ellos informaron de haber sufrido disrupciones en los servicios de vacunación por motivos relacionados con la covid-19.

La puesta en marcha de nuevas pautas de vacunación y el uso de equipos de protección por parte de los trabajadores sanitarios en primera línea ayudarán a garantizar que las campañas se reanuden de manera segura. A Unicef le preocupa que hasta un millón de niños en Afganistán puedan quedarse al margen, ya que en algunas zonas no es posible vacunar puerta a puerta y los padres tendrán que caminar hasta los centros de salud con sus hijos. En Pakistán, la interrupción de las campañas de vacunación también ha hecho que la enfermedad se haya introducido y expandido en nuevas zonas del país.

“Aunque hemos experimentado nuevos retos y retrocesos en la lucha contra la poliomielitis debido a la covid-19, está totalmente a nuestro alcance volver a encarrilar la erradicación de esta enfermedad infecciosa”, ha asegurado Jean Gough. “Junto con los respectivos gobiernos y nuestros aliados —entre ellos la OMS, Rotary, la Fundación Bill y Melinda Gates, la Alianza Global para Vacunas y la Inmunización y los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades, y con la labor entregada de los trabajadores sanitarios en primera línea, estamos decididos a llegar a todos los niños”.

Puedes seguir a PLANETA FUTURO en Twitter y Facebook e Instagram, y suscribirte aquí a nuestra newsletter.

Leave a Reply