La justicia cita a declarar al presidente de Mediaset tras una denuncia de la familia Franco

La familia del dictador Francisco Franco, a su llegada al Valle de los Caídos, durante la exhumación del militar golpista, en 2019.
La familia del dictador Francisco Franco, a su llegada al Valle de los Caídos, durante la exhumación del militar golpista, en 2019.reuters

El juzgado de instrucción número 39 de Madrid ha citado a declarar como querellado al presidente de Mediaset España, Alejandro Echeverría, y a varias de las personas que colaboraron en la elaboración del programa La herencia de los Franco, emitido en Cuatro el 23 de julio de 2018. La magistrada Belén Sánchez toma esta decisión en una causa que se inició con la denuncia de la familia del dictador por un delito de injurias y que fue archivada en 2019, pero que la Audiencia Provincial de Madrid ha obligado a reabrir tras estimar un recurso de los descendientes del general golpista.

A través de un auto de apenas dos páginas, al que tuvo acceso EL PAÍS, la juez explica que la medida de la Audiencia deja sin efectos el sobreseimiento dictado hace un año y la obliga a iniciar la instrucción. Como consecuencia, cita a declarar a las 11 de la mañana de este jueves a los denunciados, un total de 11. Entre ellos se encuentran el propio Echevarría, como representante de Mediaset (propietaria de Cuatro), algunos periodistas que trabajaron en la realización del programa y varios colaboradores: como Joaquín José Giménez-Arnau, que estuvo casado con una nieta de Franco; Carlos Babío, autor del libro Meirás: un pazo, un caudillo, un expolio; y Mariano Sánchez, que escribió Los Franco S.A..

Según argumentaba la familia del dictador, entre todos ellos elaboraron un programa con “claro contenido difamatorio y de desprestigio”, que “no se ajustaba a la verdad” y que proyectaba una “imagen tendenciosa y negativa” de los descendientes del militar con el objetivo de causarles un “desprestigio personal y censurar su patrimonio”. Una investigación de EL PAÍS publicada en 2019 desveló que los nietos de Franco manejan una intrincada red de 21 sociedades que acumulan un patrimonio neto de 102,5 millones de euros y 404 propiedades. Entre otros bienes: 89 viviendas, 266 plazas de garaje, 29 fincas, cinco locales comerciales y tres prados.

Leave a Reply