Zidane: “Nunca he pensado que Jovic no pueda jugar con Karim”

El eco del 0-0 del Real Madrid en su estreno liguero en San Sebastián recorrió desde el domingo tertulias, páginas y despachos, hasta aterrizar de nuevo este viernes sobre la mesa de su entrenador, Zinedine Zidane. “El año pasado también se decía que éramos ineficaces, pero ganamos dos trofeos, y uno fue la Liga. Tenemos los jugadores para ser más eficaces. Pero no estoy del todo de acuerdo en lo que dicen. Habrá partidos en los que marcaremos muchos goles y otros en los que marcaremos poco, o nada. Pero habrá momentos en los que seguro que meteremos goles”, dijo en la comparecencia previa al partido de este sábado contra el Betis en Sevilla (21.00, Movistar LaLiga).

Hasta que se vacíe la enfermería, las miradas que aguardan esos goles se fijan en Luka Jovic, que no disputó ni un minuto contra la Real Sociedad, mientras veía desde su butaca el debut de dos canteranos de banda, Marvin y Arribas. Al acabar el partido, Zidane explicó que había escogido esos hombres porque no había querido variar el dibujo. Desde los despachos, amplían el razonamiento: el francés vio tan encerrada a la Real que pensó que no ganaría nada introduciendo un nueve, y que la salida al atolladero se encontraba en las bandas. Nada que ver con el desempeño del delantero serbio. “Nunca he pensado que Jovic no pueda jugar con Karim”, ha explicado Zidane este viernes. “Pueden jugar juntos. Vamos a tener muchos partidos, y la posibilidad de jugar de muchas maneras”.

En el análisis que se hace en la zona noble del club del curso pasado, Jovic aparece como un lunar. Por petición del técnico francés, el club gastó 60 millones de euros en la contratación de un futbolista de 21 años que no aparecía en las listas de preferencias de la institución. Eso produjo dos goles y dos asistencias en 806 minutos sobre el césped. La temporada anterior, en el Eintracht de Frankfurt había registrado 27 goles y siete asistencias en 3.302 minutos. El desconcierto por la escasa participación del serbio mantiene todavía ciertas dudas sobre su continuidad en el Madrid. El club quiere que juegue, de blanco o en otro equipo; cedido o incluso traspasado con mecanismos de recompra. “Hasta el 4 de octubre puede pasar cualquier cosa”, ha insistido Zidane, y en eso coinciden también en los despachos.

A pocos días del cierre de un mercado en el que la cúpula aseguró que no habría contrataciones, la incertidumbre apunta ya solo a los nueves. Borja Mayoral tantea un traspaso a la Roma, Mariano mantiene que quiere seguir en el Madrid pese a que sabe que el club preferiría que saliera, y Jovic está bastante más cerca de alargar su estancia que de cualquier otra cosa. A la espera de recibir minutos y de aportar goles.

Esa espera mantienen también Marco Asensio y Eden Hazard, que según Zidane se encuentran ya en el periodo final de su recuperación definitiva. El belga es el que avanza con más cautelas: “De su lesión no tiene molestias. Ha tenido pocos entrenamientos con el equipo. Hay que ir despacito. Él va a estar pero quiere entrar al cien por cien”, explicó el francés.

Mientras aguarda el gol, Zidane va dejando atrás a Bale: “No voy a contestar a lo que dijo Gareth”, respondió cuando le mencionaron la entrevista al galés publicada poco antes de su comparecencia. Ya en el Tottenham, Bale se refirió a su paso por el Real Madrid, que le ha cedido una temporada al club inglés: “No me arrepiento de nada, no. Solo intento jugar al fútbol, y es todo lo que puedo hacer. Todo lo demás que se dice desde fuera escapa a mi control”.

Leave a Reply